La banca española comienza 2018 con buen pie

La banca española ha comenzado 2018 con buen pie, respaldando las subidas del Ibex 35. Las entidades que mejor arranque han tenido son las catalanas, Sabadell y Caixabank, que han recuperado posiciones porque cuentan con buenos fundamentales, pero se habían quedado rezagados por culpa de la incertidumbre geopolítica. Ahora creo que el mercado está valorando que vamos a entrar en una nueva fase en Cataluña con el cambio de caras políticas, lo que podría abrir un nuevo escenario de negociación y vías de diálogo con otros partidos y con el Ejecutivo nacional.

Desde un punto de vista técnico, Caixabank podría proseguir con la senda alcista siempre que se mantenga por encima del soporte de los 3,75€, mínimos de la corrección causada por la incertidumbre en Cataluña. Este nivel equivaldría a los 1,60€ de Sabadell. Mientras ambos valores aguanten estos soportes, el sesgo de recuperación podría continuar, pues han roto sus medias móviles de los últimos cuatro meses. Ahora podrían ir a atacar sus máximos de 2017; en el caso de Caixabank en 4,50€ y en el de Sabadell en 1,90€.

En cuanto a los dos grandes bancos, vemos que BBVA se ha quedado un poco más rezagado a causa de las pérdidas provocadas por su participación en Telefónica. Además, tampoco le beneficia la incertidumbre en Turquía -donde tiene exposición a través de Garanti- por la inestabilidad creada por la política de Erdogan. El nivel a vigilar por abajo en BBVA son los 7€, precio que no debería perder para retomar la tendencia alcista, pues desde el segundo trimestre de 2017 está muy lateral, moviéndose en un rango de apenas 0,5€.

Santander es el banco español que más nos gusta. La adquisición de Popular es una decisión positiva para el banco, pues le va a proporcionar una cuota de mercado más diversificada, y esperamos que el Brexit no le cause tanto daño como se esperaba. Técnicamente la clave para Santander está en el soporte de los 5,25€, mientras se mantenga por encima, podría romper el rango lateral de 0,75€ en el que se mueve desde el segundo trimestre.

Abrir cuenta DEGIRO

Si tenemos que quedarnos con un banco más doméstico, Bankia es el que más nos gusta. Nos da confianza el equipo gestor y con la fusión con BMN va a ahorrar en costes y ganar cuota de mercado, lo que mejorará la parte alta de su cuenta de resultados. También cabe destacar el caso de Unicaja, que cuenta con una buena cobertura de activos improductivos y, al igual que Liberbank, tiene papeletas para ser incluida en un gran banco en el futuro. De hecho, creemos que el sector seguirá moviéndose hacia la concentración y, quitando los 4 grandes (Santander, BBVA, Caixabank y Sabadell), el resto de entidades no se salvarán de posibles movimientos corporativos.

Desde OreyiTrade creemos que la inversión en bancos españoles es interesante con una perspectiva más de medio/largo plazo, aunque en el corto plazo podemos buscar ganar un 5% con algunas estrategias de trading.

¿2018 será un buen año para la banca española?

De cara al resto de año, los bancos españoles podrían recibir un impulso adicional en bolsa por los siguientes motivos:

– Incremento de la velocidad de normalización de la política monetaria del BCE. Esto estaría vinculado a si Europa alcanza el objetivo del 2% de inflación, un objetivo cada vez más cerca gracias a los nuevos repuntes del precio del crudo. Si bien es cierto que la normalización monetaria ya está en precio, aún no se ha cotizado un aumento de la velocidad, por lo que, si la retirada de estímulos o incluso la subida de tipos se adelanta a las fechas que ha dejado entrever Draghi, los bancos podrían subir en bolsa. 
– Continuidad del ciclo alcista de la economía. Los bancos españoles se beneficiarán del mantenimiento de los buenos ritmos de crecimiento de los países a los que tienen exposición, especialmente en Latinoamérica, Europa, EEUU y Reino Unido.

Pero no podemos olvidar que también hay factores de incertidumbre que podrían obstaculizar el avance bursátil de las financieras:

– Sustos en cuanto al crecimiento de algunas regiones. Los bancos españoles se verían perjudicados si el ritmo de crecimiento de los países a los que tienen exposición se reduce, pues la banca está muy relacionada con la confianza en el ciclo y la expansión económica.

– Incertidumbres geopolíticas. Los bancos son los valores más sensibles a las noticias políticas. Por ejemplo, si vuelve la tensión dentro de Cataluña, y pensamos que hay bastantes dudas acerca de la situación de esta región, la banca se verá de nuevo afectada.

– Una corrección del mercado estadounidense, pues difícilmente podríamos evitar el efecto arrastre…

Borja Rubio, Head of Brokerage en España de OreyiTrade

Leer más: La banca española comienza 2018 con buen pie

AITA

Actualmente Ceo. de noticiasdeaita.com .es En bolsa desde el año 2.000 colaborador y administrador en el foro del mundobursátil.com durante más de cinco años.

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar