¿A qué esperan los mercados?

Julio y agosto nos deja a la renta variable estadounidense con registros récord de cotización  y  bordeando sus altos de todos los tiempos en su principales referentes bursátiles. Estamos por lo tanto a tiro de piedra de la tan ansiada, por este análisis, convergencia alcista entre los índices tradicionales (Dow Jones de Industriales y S&P 500)  y los tecnológicos (Nasdaq 100 y Composite). Para ello, debiera romperse de una vez por todas la amplia gama operativa en la que  Wall Street se ha venido moviendo los últimos 20-22  meses. Y por supuesto, de una forma contundente (una gran vela mensual).

Los gaps bajistas de primeros de año a los que este análisis ha dado tanta importancia, por abarcar todos los grados de tendencia (desde diario hasta anual) han sido cerrados en todos sus grados de tendencia. Esta es una magnífica noticia para el mercado. A modo de símil podemos decir que se ha derribado las muralla (gaps) principal para poder asaltar por fin la el castillo bajista. Ahora solo hay que entrar, para conquistarlo. La pregunta que este análisis se hace, es ¿a qué esperan los mercados?

Pedíamos  que los semiconductores lideraran el avance tecnológico y así está siendo. El índice de semiconductores de Filadelfia gana desde los mínimos de este año un 46% cotizando claramente por encima de sus altos de abril. Obviamente este índice no está en subida libre, pero está claramente alcista. Lidera y marca objetivos  para la tecnología en todas las zonas que fueron cayendo durante la crisis subprime y ojo que estas empezaron algo por debajo de los 1.400 puntos. Así que el potencial que según los semiconductores podrían tener tanto el Nasdaq 100 como el Composite  ganando la subida libre sería considerable. Como es lógico, esto se adecua a nuestra idea principal de que nos encontramos, más en una zona de consolidación que una zona de distribución y solo por el hecho de no haber perdido en ningún momento los soportes principales (agosto 2015-enero 2016).

El Índice de Semiconductores de Filadelfia (.sox) es a la renta variable estadounidense lo que los sectoriales bancarios a la europea. Así que son un catalizador, siendo el primero gran objetivo el provocar que los índices tecnológicos superen sus altos de todos los tiempos, permitiendo así una reanudación de las tendencias principales. El análisis, no da para más. La zona de los 540-560 puntos  es la histórica resistencia multianual que fue superada en marzo de 2014.  Ahora ha invertido su papel al actuar de soporte y confirmarlo hasta en tres importantes ocasiones: octubre 2014, agosto 2015 y febrero 2016. Por motivos más que evidentes esa zona es clave y cualquier evento al alza ha de ser construido desde aquí.  Y así está siendo, llevando a los índices tecnológicos al pie de los altos de sus gamas operativas. Ahora son ellos, los que han de rematar la faena, rompiendo dichas zonas…

Siga leyendo el análisis de Gerardo Ortega en la revista online de mercados financieros TraderSecrets  (descarga gratuita).

AITA

Actualmente Ceo. de noticiasdeaita.com .es En bolsa desde el año 2.000 colaborador y administrador en el foro del mundobursátil.com durante más de cinco años.

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar